jueves, 18 de junio de 2015

La historia y los fantasmas

En el fútbol no se gana de camiseta. Aunque en el fútbol cuentan los fantasmas y la historia de un equipo, como escribió Juan Villoro, es cierto también que pesan más los jugadores que están dispuestos a derrotar a los fantasmas, a desafiar la historia. La historia decía que Brasil siempre vence a Colombia. Pero este equipo que nos ha permitido soñar, y que soportó la andanada de los hinchas y los periodistas caníbales por la derrota ante Venezuela, supo reponerse y ganar un partido de esos que saben desafiar al destino.

No sabemos si es el inicio de algo tan feliz como lo vivido el año pasado en el Mundial. Ojalá lo sea. No es hora del triunfalismo (nunca lo es). Es hora de la calma y del trabajo partido a partido. Sí sabemos que la selección se puso de nuevo de pie y quiere algo más, que Pékerman se la jugó por quienes han representado a esta selección y la jugada salió bien. Sabemos que este equipo es algo más que una reunión de buenos futbolistas: es un equipo de amigos dispuestos a trabajar juntos por la gloria. Concentrados y con la cabeza fría bien pueden llegar al lugar más alto. Si de verdad creen que pueden hacerlo, lo harán.

La historia y los fantasmas también juegan los partidos, pero hay futbolistas capaces de vencerlos.


No hay comentarios.: